lunes, 30 de abril de 2018

SE VIENE EL CAFÉ UFOLÓGICO RIO54 DE MAYO!

MAYO DE 2010 - MAYO DE 2018

OCHO AÑOS CONSECUTIVOS DE CAFÉS UFOLÓGICOS
¡GRACIAS A LOS 400 AMIGOS Y AMIGAS CON QUIENES HEMOS COMPARTIDO NUESTRA MESA!

lunes, 9 de abril de 2018

FANTÁSTICO CAFÉ UFOLÓGICO DE ABRIL EN NUESTRO NUEVO LUGAR DE REUNIÓN




 


Éxito total. Casi medio centenar de amigos y amigas se dieron cita en el Café Ufológico RIO54 el jueves 5 de abril de 2018, que debió abandonar su ya tradicional lugar de reunión en el Café de la Subasta y se ha trasladado al local de Bellagamba, también en el barrio de Caballito, que se encuentra en Avellaneda 399, esquina Eleodoro Lobos.

Estuvieron presentes en nuestra reunión del jueves 5 de abril de 2018, Isidoro Marcus, Juan Carlos Crespo, Edith Oliveira, Alberto Portalet, Marta Fuster, Jorge Fmil, José Fandi, Diego Cantiano, Daniel Alessandro, Ricardo Durán, Edgardo Stekar,  Elizabeth Nardini, Alicia Anael, Miguel Arjona, Andrea Argüello, Aldo Barroso, Patricia Sibar, Luis González, Carlos Vales, Ernesto Lacalle, Vicente Rótolo, María Ester Maskin, Daniel Guerrero, Silvia Simonetti, Lali Alvarez, Daniel Postizzi, Alberto Céspedes, Mario Coen, Karina López, Estela González, Steven Ayres, Javier Stagnaro, Osvaldo García, Diego Golia, Sofía Poeta, Joaquín Lopumo, Erica Viceconte, Noemí Do Rosario, Jorge Norberto Do Rosario, Rodolfo Porras, con la coordinación de Mario Lupo y Rubén Morales. Disculpas si en esta lista hemos olvidado a alguien!


Los coordinadores Mario Lupo y Rubén Morales dieron la bienvenida a todos los participantes, estando próximos a cumplir ocho años de reuniones mensuales consecutivas del Primer Café Ufológico de la República Argentina, una idea que se ha multiplicado dando lugar al nacimiento de otros encuentros similares en diversas ciudades argentinas y también en otros países. Rubén resaltó que la creación de nuevos cafés ufológicos es siempre recibida como un signo de cooperación que amplía y jerarquiza la Red de Cafés Ufológicos. Consecuente con esa línea incluyente de pensamiento y acción, el co-coordinador de RIO54 felicitó la novedad de que un nuevo café ufológico está por nacer en la ciudad de Buenos Aires! En efecto, la iniciativa impulsada por Andrea Argüello junto a un equipo que es parte de los amigos y amigas que se reúnen habitualmente en RIO54, se denomina “Bienvenidos tripulantes” y promete ser un nuevo punto de encuentro ufológico que tendrá su reunión inaugural el domingo 15 de abril a las 15:00 horas en el café “Cabo Polonio” ubicado en Marechal y Ferrari, barrio de Caballito. ¡Felicitaciones y adelante!


Como en toda reunión del Café Ufológico RIO54, luego de las palabras iniciales se le dio la bienvenida a quienes llegan por primera vez a nuestra mesa. Rodolfo Porras nos explicó que es astrónomo aficionado y se dedica a hacer trabajos de astrofotografía, aunque por el telescopio nunca vio nada “del otro mundo” más allá de los objetos celestes conocidos. Recomendó especialmente el ciclo “Viaje a otra dimensión”, conducido por el estudioso peruano Anthony Choy, cuyos capítulos pueden seguirse en YouTube.

Por su parte, Diego Golia dijo que el tema ovni le apasiona desde su infancia, tiempos en que su abuela le regaló el fascinante libro Crónicas Marcianas de Ray Bradbury. A partir de entonces comenzó a transitar un camino de apertura y toma de conciencia hacia nuevos descubrimientos, un camino que una vez iniciado continúa para siempre.

También llegaron a nuestra mesa Joaquín y Sofía, jóvenes estudiantes de abogacía, originarios de la ciudad de Bragado, los dos apasionados por estos temas. Mencionaron algunos avistamientos destacados de esa zona centro-oeste de la Provincia de Buenos Aires, además informaron que editan la página Ovni, documentos extraterrestres” en Facebook e invitaron a conocerla.

Estaba presente en la reunión Estela González, habitual participante de nuestro Café, pero en esta oportunidad vino con su esposo Steve de nacionalidad estadounidense, quien no domina el idioma español pero saludó al grupo con entusiasmo expresando que se sentía muy feliz de estar aquí.

Erica Viceconte es otra asistente a quien dimos la bienvenida y se presentó diciendo: “Nunca me interesó específicamente el tema ovni pero por algo hoy estoy acá”. Erica ha desarrollado una trayectoria personal orientada a la espiritualidad, con retiros de meditación así como se refirió a encuentros chamánicos con plantas sagradas que le resultaron fuertemente reveladores.

Norberto Do Rosario es de Ituzaingó (Pcia. de Buenos Aires), especialista en tratamiento térmico de aceros. Relató un avistamiento del 14 de febrero de 2012 en una noche estrellada, oportunidad en la que vio dos luces con diferentes movimientos, una de las cuales dejaba una cola a modo de un cometa. En otra ocasión avistó el típico ovni con forma de dos platos unidos por sus bordes, de color oscuro con 3 luces blancas, una grande en el centro y dos pequeñas en los extremos, pero además ha vivido experiencias muy perturbadoras en su propia casa, las que confió a su vecino de Ituzaingó Adrián Nicala, ufólogo que también ha participado en las reuniones de RIO54.

Luego tomó la palabra el aerotécnico Jorge Fmil quien llamó la atención de los presentes acerca de estar alertas a la incidencia del cambio climático en el incremento de la carga eléctrica durante las tormentas. Dijo que el campo eléctrico ha aumentado tanto que un avión comercial cuando atraviesa una tormenta suele recibir un promedio de 15 rayos en su fuselaje, suficientes descargas para poner en riesgo las condiciones de aeronavegación. Asimismo resaltó que para evitar electrocuciones de bañistas en las playas atlánticas se han instalado muchos nuevos pararrayos recientemente.

Por fin, José Fandi, el presidente de la Asociación Argentina de Inventores (el más longevo de la mesa con sus 92 años) lanzó una convocatoria a quienes estén interesados en abrir un campo de conjeturas sobre como serían las naves capaces de atravesar el espacio y llegar a la Tierra. El desafío es realizar un ejercicio imaginativo-tecnológico que avizore las características constructivas de una nave capaz de franquear las enormes distancias interestelares. Queda planteada la convocatoria para todos aquellos que deseen acompañar esta idea, que bien podría culminar con la elaboración de un documento consensuado, seguramente merecedor de muy buenas repercusiones en medios de comunicación.

Y esto fue solo una pequeña parte de lo dicho en esta verdaderamente fantástica reunión de abril. Nos reuniremos nuevamente el jueves 3 de mayo a las 18:30 en Bellagamba, Avellaneda 399 esquina Eleodoro Lobos barrio de Caballito, a pocas cuadras de la intersección de las avenidas Acoyte y Rivadavia. Hemos quedado muy conformes con la recepción que se nos ha dado en esta primera reunión en el local, que además es autoservicio, tiene variedad de platos y bebidas con precios accesibles.

--------------------------------------------------------------------------------------

Las reuniones del Café Ufológico RIO54 son públicas y abiertas. No se cobran honorarios. El local no nos alquila el espacio, por lo que es necesaria una consumición, como en cualquier bar que se visite. Para que podamos conversar con libertad las reuniones no se graban ni se filman y si alguien lo hiciera es bajo su exclusiva responsabilidad. Tomamos algunas fotos y solicitamos los nombres de los asistentes para mencionar su participación en resúmenes como éste. Gracias.


viernes, 30 de marzo de 2018

CAFE UFOLOGICO RIO54 ¡NOS MUDAMOS!



El Jueves 5 de abril, 18,30, nos reunimos en Bellagamba, Avellaneda y Eleodoro Lobos, Caballito, CABA.

La reunión del jueves 5 de abril de 2018 se realizará en el horario habitual de las 18,30, pero ya no en el clásico Café de La Subasta que nos recibió durante largos 8 años, el cual lamentablemente cerrará sus puertas. Nos mudamos, pero muy cerca, al local de Bellagamba situado en Avellaneda 399 esquina Eleodoro Lobos, también en el Barrio de Caballito, a cuatro cuadras de Acoyte y Rivadavia.
Entre las ventajas, el local es autoservicio, se retira la comida y la bebida, se pasa por caja y después se va a la mesa. Tiene precios accesibles y venden gaseosa en botella grande para compartir entre varios.

MEDIOS DE TRANSPORTE: Subte A, estación Acoyte.
Colectivos: 15, 36, 42, 55, 65, 84, 104,105, 112, 124, 135, 141, 146, 172, 181.

miércoles, 28 de marzo de 2018

"SERES EXTRAÑOS" EN LA ÚLTIMA REUNIÓN DE RIO54 EN EL CAFÉ DE LA SUBASTA





Estuvieron presentes en nuestra reunión del jueves 1 de marzo de 2018, Cristian Vera, Isidoro Marcus, Diego Cantiano, Andrea Argüello, David Altheim, Edith Oliveira, Aldo Barroso, Miguel Arjona, Alejandro Linconao, Horacio SorbaroLali Alvarez, Daniel Postizzi, Carlos Vales, José Fandi, Alberto Portalet, Patricia Sibar, Osvaldo García,  Karina López,  Alberto Céspedes, Elizabeth Nardini, Carlos Spinelli, Angeles Castro, Alicia Anael, Alejandro Aucana, Rolando Luna, Daniel A. Guerrero, Matías Barberis, Juan Carlos Crespo, Mara Dalle, con la coordinación de Mario Lupo y Rubén Morales. Disculpas si en esta lista hemos olvidado a alguien!


En marzo se realizó la última reunión del Café Ufológico RIO54 en el Café de la Subasta ya que el lugar que nos recibió con tanta amabilidad en los últimos ocho años cierra sus puertas por razones económicas. A lo largo de ese tiempo unos 400 asistentes compartieron la larga mesa de RIO54, entre ellos muy reconocidos ufólogos argentinos y del exterior. ¡Gracias por las hermosas experiencias compartidas en La Subasta!
La próxima reunión será el jueves 5 de abril a las 18,30 en Bellagamba, Avellaneda 399 (esquina Eleodoro Lobos) barrio de Caballito, CABA. 

Río de Janeiro Nº 54 ya se había convertido en un sitio emblemático para los apasionados por el tema ovni en la ciudad de Buenos Aires. Nuestro agradecimiento por la inmejorable atención recibida desde 2010 hasta la fecha al responsable del local, Santiago y a Rubén quien en su rol de mozo siempre nos trató con total cordialidad, incluso cuando la cantidad de asistentes desbordaba el espacio, además fue nuestro "fotógrafo oficial" en todas las reuniones, quien lograba las fotos grupales que encabezan los resúmenes en este blog. A partir e ahora cambiamos de espacio, pero seguimos en el mismo barrio y esperamos contar con los amigos y amigas de siempre!

Parte de la concurrencia al Café Ufológico RIO54.
En la reunión del 1 de marzo se presentó primeramente Matías Barberis, quién narró varias historias impactantes, de las que solo mencionaremos dos. La primera es de 1993, cuando vivía en Tandil, Provincia de Buenos Aires, en un cuarto piso del barrio Falucho, que está integrado por un conjunto de edificios, frente al cual hay un pequeño bosque. Una noche se cortó la luz, había mucho viento que agitaba los árboles con fuerza y se escuchaba ladrar a los perros de todo el vecindario. El departamento estaba a oscuras, sin embargo entraba una luz blanca intensa por una de las ventanas. Matías se asomó y vio que desde arriba, por encima del tanque de agua del edificio, venía un haz blanco muy fuerte. De pronto esta luz se apagó, pero al mirar hacia abajo, hacia el pastizal que se encontraba antes del bosque, se veía una zona iluminada perfectamente rectangular, sin que se viera la fuente que causaba esa iluminación de la superficie. Minutos después ese rectángulo también se apagó y al mismo tiempo cesaron las rachas de viento, en tanto los perros de a poco fueron calmando sus ladridos y todo retornó a la normalidad.

RIO54, un lugar donde compartir la amistad.
A continuación Matías relató otra historia muy particular. Su protagonista fue un reconocido profesional de la salud a quien denominaremos "el doctor". "El doctor" en la década del 60 vivía con su esposa en la zona sur del conurbano bonaerense, trabajaba en un  hospital de la ciudad de Buenos Aires y luego de su trabajo, cerca de la medianoche, regresaba a su hogar en su Peugeot 404 al que estacionaba en una cochera ubicada a la vuelta de su domicilio. En uno de esos regresos rutinarios, tal vez en 1969 o 1970, el doctor abrió el portón, bajó el auto hasta estacionarlo (la cochera estaba en el subsuelo), todo como de costumbre, pero le llamó la atención que muy cerca, a no más de 4 metros, había un hombre de pie que irradiaba una luz azul que lo envolvía completamente, además lo miraba fijo con unos ojos brillantes, luminosos. El doctor se sintió confuso y preocupado, no sabía de que se trataba esa presencia ni tampoco sus intenciones, pero al ver que el ser continuaba quieto, sin hacer movimiento alguno, su estrategia fue tratar de disimular, de no mirarlo a los ojos y seguirlo con la visión periférica, mientras iba trabando una por una las puertas del Peugeot. Hecho ésto salió caminando despacio, siempre mirando de soslayo al ser, y cerró el portón desde afuera, como siempre lo hacía. Al salir notó que en una casa vecina había una típica fiesta familiar, con música y las luces encendidas. 
El doctor llegó a su casa muy nervioso y le contó todo a su mujer pidiéndole por favor que no contara a nadie lo sucedido porque semejante historia podría poner en riesgo su carrera profesional. Casi no pudo dormir esa noche, pero algo más estaba por suceder para añadirle extrañeza al evento: Temprano por la mañana tocaron el timbre y el doctor atendió. El visitante se presentó diciendo ser oficial de la Armada Argentina y le preguntó educadamente si en la noche anterior había visto alguna cosa que le llamara la atención. El doctor, firme en su decisión de evitarse problemas, le dijo que no había visto nada. El militar se retiró disculpándose, pero sin tocar timbre en otras puertas…
Ese mismo día el doctor retornó a la cochera con todos los recaudos, pero no halló nada que llamara su atención, el auto estaba tal cual lo dejó. Pudo hacerle unas preguntas a los vecinos que habían hecho la fiesta y le comentaron que también habían visto el merodeo de un personaje extraño esa noche.
Algunos meses después el doctor comenzó a sufrir serios problemas de salud. Aunque sus mejores amigos eran grandes médicos no pudieron salvarlo y falleció de una leucemia fulminante cuando tenía poco más de 40 años. 
La viuda guardó el secreto de aquel extraño encuentro en la cochera, pero pasados más de 10 años se desahogó ante ciertos allegados, confesando que siempre tuvo la sospecha de que esa aparición pudo haber sido el causal de la enfermedad que llevó a la muerte a su marido. Este episodio se relaciona con lo que algunos ufólogos en décadas pasadas denominaban "entidades humanoides no asociadas" (al fenómeno ovni) y replantea una vez más el delgado límite que existe entre las apariciones fantasmales, los ovnis y hasta las manifestaciones de tipo místico / religioso, según la interpretación que argumenten los observadores en función de su entorno cultural. 

También Mara y Daniel fueron bienvenidos a la larga mesa de RIO54. Daniel dijo que a mediados de la década del 80, en una noche de Navidad, vio un punto de luz que se movía en el cielo de manera errática, ante lo cual él se persignó y para su sorpresa ¡la luz hizo un movimiento en forma de cruz! En cambio, Mara expresó que venía a escuchar ya que no tenía experiencias personales para contar, pero sí mencionó que una persona de su familia tenía una serie de círculos marcados en la piel que no sabe por qué aparecieron, un tema que ya se está volviendo recurrente: Varios participantes de recientes reuniones de RIO54 comentaron la aparición de marcas en el cuerpo luego de tener experiencias de "visitantes nocturnos" o avistamientos de ovnis.

Expone Juan Carlos Crespo.
Finalmente se presentó Juan Carlos Crespo, apasionado desde niño por estas temáticas, que ha realizado intrigantes observaciones. Pero la anécdota que más conmovió a todos los integrantes del Café Ufológico RIO54 se relaciona con su especialización profesional que es realizar videos y efectos especiales. En la década de 1990 tuvo un sueño muy vívido que al despertar representó en un dibujo, una suerte de psicografía que sería premonitoria… En el sueño Juan Carlos se veía examinando una placa radiográfica, la cual estaba dividida en dos partes, a la izquierda se veía un esqueleto de perfil y a la derecha el mismo pero de frente. El esqueleto correspondía a un ser de baja estatura, con un gran cráneo y vientre prominente. Y la profecía se cumplió de una manera singular: En el año 1995 Juan Carlos fue convocado por la producción del programa de TV "Memoria" que conducía el periodista Chiche Gelblung, para realizar en espuma de látex el cuerpo del humanoide de Roswell que fue presentado en una cuidada escenificación con la finalidad de demostrar que el video de la "autopsia de Roswell" había sido un fraude.  El propio Gelblung quedó muy impresionado por el realismo y la textura de la piel de ese muñeco extraterrestre que había resultado similar al de la radiografía soñada.

Por último, diversos integrantes de la mesa comentaron el caso que recientemente tuvo amplia repercusión en la prensa, sucedido en el pueblo de Arteaga (Pcia. de Santa Fe) acerca de un joven que subió a la camioneta conducida por Pedro Peirone y dejó la alfombra chamuscada al descender del vehículo.
El intenso debate, con diferentes posiciones, fue animado por Mario Lupo, Daniel Postizzi, Carlos Vales, Lali Álvarez, Cristian Vera y Aldo Barroso, entre otros. Hubo muchas cosas más que se contaron en la noche de marzo de RIO54, pero hasta aquí llega el resumen del mes.
El próximo encuentro del Café Ufológico RIO54 será el jueves 5 de abril, a las 18,30 en Bellagamba, Avellaneda 399 (esquina Eleodoro Lobos) barrio de Caballito, CABA El local no nos alquila el espacio ni se cobra entrada, por eso es importante que cada participante realice una consumición, tal como corresponde en cualquier bar que se visite. Se trata de un local autoservicio con precios accesibles.

Con similar criterio, las reuniones son públicas y abiertas, no se graban ni se filman para que podamos conversar con libertad y si alguien lo hiciera es bajo su exclusiva responsabilidad. Gracias.

Habla Mara en su presentación

También tenemos un grupo RIO54 en Facebook, que no es de acceso libre sino solo para quienes asistieron a alguna de nuestras reuniones, es un espacio para intercambiar novedades, así como compartir fotos, videos y enlaces a sitios web y quedar comunicados en red luego de haber compartido la mesa. Si participaste en alguna reunión RIO54, envianos una solicitud de amistad en Facebook, y te sumaremos con gusto.

viernes, 16 de marzo de 2018

MUY IMPORTANTE: EL CAFÉ UFOLÓGICO RIO54 DEJARÁ DE REUNIRSE EN EL CAFÉ DE LA SUBASTA


Nos vemos en la necesidad de comunicar a nuestros amigos y amigas que a fines de este mes de marzo el Café de la Subasta cerrará sus puertas, por lo tanto las reuniones del Café Ufológico RIO54 dejarán de realizarse en el lugar que nos recibió con tanta amabilidad en los últimos ocho años. A lo largo de ese tiempo unos 400 asistentes compartieron la larga mesa de RIO54, entre ellos muy reconocidos ufólogos argentinos y del exterior.

El Café de la Subasta ya se había convertido en un sitio de encuentro emblemático para los apasionados por el tema ovni en la ciudad de Buenos Aires. Nuestro agradecimiento por la inmejorable atención recibida desde 2010 hasta la fecha al responsable del local, Santiago y a Rubén quien en su rol de mozo siempre nos trató con toda cordialidad, incluso cuando debía conseguir sillas adicionales porque la cantidad de asistentes desbordaba el espacio, además fue nuestro "fotógrafo oficial" en todas las reuniones, quien lograba las fotos grupales que encabezan los resúmenes en este blog.

En breve informaremos el lugar donde se realizarán, desde abril en adelante,  las próximas reuniones del Café Ufológico RIO54.

domingo, 18 de febrero de 2018

¿QUIEN ES LUIS ELIZONDO, EL HOMBRE QUE INVESTIGÓ "AMENAZAS AEROESPACIALES" PARA EL PENTÁGONO?



El coordinador de la Acádemie d'Ufologie, Jacky Kozan, en base a un comentario en Facebook del ufólogo británico Nick Pope, nos informa que recientemente se ha realizado un Congreso Internacional OVNI en Scottsdale, Arizona, donde se proyectó una conferencia grabada de Luis Elizondo, cuyo nombre saltó a la fama hace poco al anunciar que el Pentágono investigaba a los ovnis en total secreto.
Elizondo se excusó de concurrir por razones personales, pero envió una conferencia videograbada con un sugerente título: "Comentarios sobre las investigaciones realizadas por el Departamento de Defensa de los Estados Unidos acerca de amenazas no identificadas". 
Entre otros conceptos expresó: "La comunidad OVNI ha sido ridiculizada, marginada y, sin embargo, de una manera u otra, ha logrado obstinarse en perseguir la verdad a pesar de los opositores y de los cínicos". Y dijo más: "Es un hecho que mi inspiración para seguir adelante después de tantos años se sustenta en la multitud de hombres y mujeres valientes que continuaron formulando preguntas difíciles a pesar del consenso del sistema".

Luis Elizondo
Pero ¿Quién es este hombre que ha salido al ruedo ufológico con afirmaciones tan provocadoras? Su curriculum es, cuando menos, desconcertante:
Luis Elizondo es un oficial de inteligencia de carrera cuya experiencia incluye el Ejército de los EE. UU., el Ministerio de Defensa, la Dirección Nacional de Contraespionaje y la Dirección Nacional de Inteligencia. Como ex agente especial responsable, Elizondo ha dirigido y supervisado investigaciones extremadamente sensibles de espionaje y terrorismo en el mundo entero. Como oficial de inteligencia, dirigió operaciones clandestinas en toda América Latina y Medio Oriente. Más recientemente, administró la seguridad de ciertas carteras sensibles para el gobierno de los EE. UU. en su carácter de director de personal de gestión especial de programas nacionales. Durante la última década, Luis Elizondo también dirigió un programa sensible de identificación de amenazas aeroespaciales, concentrándose en las tecnologías aéreas no identificadas.
Su formación académica, por el contrario, es en ciencias biológicas, incluye microbiología, inmunología y la parasitología, con una experiencia de investigación sobre enfermedades tropicales. Luis Elizondo también es un inventor que posee varias patentes registradas.

Habrá que seguir con atención las futuras noticias sobre los dichos y hechos de este ex oficial de inteligencia que prometen tener fuertes repercusiones en la prensa mundial.

martes, 13 de febrero de 2018

MISTERIOS ENTRE LAS MONTAÑAS, EN EL CAFÉ UFOLÓGICO RIO54 DE FEBRERO





Estuvieron presentes en nuestra reunión del jueves 1 de febrero de 2018, Miguel Arjona, Mariano Mancini, Carlos Vales, José Fandi, Alberto Portalet, Isidoro Marcus, Aldo Barroso, Diego Cantiano, Marta Fuster, Andrea Argüello, Julián Fernández y Florencia, Daniel Postizzi, Mabel Costea, Lali Alvarez, Alejandro Linconao, Elizabeth Nardini, Karina López, Alejandro Olivera, Alicia Anael, Mario Coen, Federico Daniel, Osvaldo García, Laura Rojas, Alberto Céspedes, Anabella Veja, Rodrigo Lafuente, Laura, Edith Oliveira, Alejandro Merel, Edgardo Picchiquini,  Javier Stagnaro, Orcas Azerlav, Carlos Spinelli, Angeles Castro, Alejandro De La Barra, esta vez solo con la coordinación de Rubén Morales, por estar Mario Lupo de vacaciones. Disculpas si en esta lista hemos olvidado a alguien!

El primer jueves de febrero se realizó la reunión mensual el Café Ufológico RIO54 con importante concurrencia de amigas y amigos que siempre llegan al Café de la Subasta con la mejor disposición para conversar sobre ovnis y temas conexos. En esta oportunidad fueron bienvenidos a nuestra mesa Laura, Rodrigo, Julián y Florencia. Julián recuerda que cuando tenía 15 años vio un objeto realmente extraño desde la localidad bonaerense de Aldo Bonzi. Una madrugada, a eso de las 3 o 3:30, cruzó lentamente sobre su cabeza, muy bajo, un rectángulo alargado con bordes redondeados, "como si fuera una patineta" -ejemplifica. Era totalmente oscuro con dos luces rojas debajo. Su desplazamiento general era rectilíneo pero a la vez el rectángulo giraba sobre su centro, a modo de una lenta hélice paralela al suelo y todo en absoluto silencio. La observación duró entre 5 y 8 segundos, que fueron suficientes para verlo con total nitidez a tan baja altura.

Así como en RIO54 le damos la bienvenida a quienes llegan por primera vez, también nos llena de alegría cuándo vemos regresar amigos y amigas que hacía tiempo no visitaban nuestros encuentros en el Café de la Subasta. En esta noche del 1 de febrero fue un placer volver a tener en la mesa al ingeniero Alejandro De La Barra, al reconocido artista plástico Orcas Azerlav y también regresó Anabella Veja, esta vez junto a su pareja Rodrigo Lafuente, y feliz por estar embarazada de ocho meses, lo que la llevó a decir "¡Eleonora es la participante más pequeña de RIO54, quiero que vaya conociendo estos temas desde ahora!". Anabella y Rodrigo relataron que en marzo de 2017 desde Villa Traful, a orillas del Río Limay, vieron una luz en el cielo similar a un satélite, salvo que realizaba cambios de dirección. Le hicieron señales con un haz de láser y el fenómeno les respondió con cambios de intensidad.

Una de las fotos de Anabella desde el tren a Machu Picchu.
También Anabella tomó unas fotos desde la ventanilla del tren que va de Cusco a Machu Picchu el 8/8/2015. "Venia durmiendo y por alguna razón me desperté y saqué las fotos con un iphone 5. Aproximadamente eran las 09.00 hs. cuando disparé la cámara a la montaña, jamás vi el objeto. Lo descubrí 20 días después cuando pasé las fotos a mi PC." 

Además observó y fotografió un objeto desde el tradicional barrio porteño de Boedo en enero de 2013, a eso de  las 18 hs. "Aparentaba ser una esfera flotando sobre los edificios y girando sobre si misma. Completamente opaca, parecía metálica . Permaneció así más o menos 10 minutos. Luego de girar sobre si misma quedó estática y fue subiendo hasta que la perdí". Publicamos aquí esas imágenes para quien desee realizar su análisis.


Segunda foto desde el tren.
Por su parte, De La Barra y el inventor José Fandi encendieron un contrapunto intelectual sobre temas de propulsión, en un tono que a veces ponía a prueba los conocimientos técnicos de la mayoría de los asistentes. 

El pintor Orcas Azerlav contó brevemente algunas historias vividas en el cerro Uritorco hacia los años 1985 / 1987, esas épocas en que Capilla del Monte tenía la mitad de la población actual, sin tantos alambrados y sin tantos servicios a pagar por el visitante, esa Capilla del Monte pueblerina que ya nunca volverá.

Orcas y sus amigos solían instalarse en el "Valle de los Espíritus", una planicie óptima para acampar ubicada a media altura en el Uritorco. Una madrugada, cuando todos dormían, Orcas se despertó sorprendido por un absoluto silencio, además parte de la carpa se veía iluminada desde el exterior. Se asomó y ante sus ojos, sobre el valle, flotaba un objeto luminoso con movimientos suaves. Se despertaron todos y pudieron seguir por unos 15 o 20 minutos las evoluciones del fenómeno, que a veces subía y otras bajaba, aunque nunca llegó a posarse en las laderas. Por fin, se elevó rápidamente.

En otra oportunidad, habiendo acampado en la meseta que forma la cima del cerro Colchiquí pudieron ver un grupo de "estrellas" qué se movían para formar diversas figuras geométricas. Luego se detenían y a partir de entonces resultaban indistinguibles de las estrellas fijas. Explicó Azerlav que en su historia familiar lo anteceden pintores con un pensamiento ligado a la espiritualidad, pero las experiencias que tuvo en las sierras cordobesas incidieron fuertemente en el mensaje que transmite su arte.

Rubén Morales aprovechó para recordar esos tiempos, hace treinta años, en que el Valle de Punilla era frecuentado por grupos místicos que acampaban en busca de alguna experiencia trascendente, eran grupos más genuinos y espontáneos que los que se organizaron después, sin líderes mesiánicos, publicidad mediática ni intereses comerciales, como aquellos ocho jóvenes, entre quienes estaba Gabriela Catanzano, que siguiendo unos "mensajes cósmicos" recibidos en Buenos Aires llegaron hasta el Uritorco en el muy frío junio de 1986, donde se sintieron espiritualmente guiados por los senderos y tuvieron una experiencia mística sobre la cual hicieron voto de silencio. Cuatro de ellos debieron ser rescatados por los bomberos luego de haber estado desaparecidos 8 días en condiciones extremas que pusieron en riesgo sus vidas. Hay material en internet para quien le interese saber más detalles. 

Escena del film "Picnic at Hanging Rock"
Javier Stagnaro relacionó este caso con la enigmática desaparición que habría sucedido en 1910 de unas jóvenes que participaban de una excursión a la montaña organizada por su colegio, en los tiempos victorianos de la alta sociedad australiana. Recomendó buscar en Youtube la película dirigida por Peter Weir "Picnic en las rocas colgantes" (1975) basada en esa singular historia.

Hubo muchas cosas más que se contaron en la noche de febrero de RIO54, como los estudios secretos realizados por el Pentágono que bien mencionó Alejandro Olivera o el ovni que supervisó a la cápsula Mercury 7 cuando pasaba por Buenos Aires, según recordó Mario Coen, en tanto Carlos Vales anunció el lanzamiento de un nuevo programa de radio. El ciclo se denomina "Enigmas 2018", sale los miércoles de 21 a 23 por Radio Atilra y los oyentes se pueden comunicar en tiempo real.

El próximo encuentro del Café Ufológico RIO54 será el jueves 1 de marzo, (el primer día del mes) a las 18,30 en Río de Janeiro 54, CABA. 

Recordamos que el Café de La Subasta no nos alquila el espacio ni se cobra entrada, por eso es importante que cada participante realice una consumición, tal como corresponde en cualquier bar que se visite.

Foto tomada en el barrio de Boedo  en 2013.
Con similar criterio, las reuniones no se graban ni se filman para que podamos conversar con libertad y si alguien lo hiciera es bajo su exclusiva responsabilidad. Gracias.

También tenemos un grupo RIO54 en Facebook, que no es de acceso libre sino solo para quienes asistieron a alguna de nuestras reuniones, es un espacio para intercambiar novedades, así como compartir fotos, videos y enlaces a sitios web y quedar comunicados en red luego de haber compartido la mesa. Si participaste en alguna reunión RIO54, envianos una solicitud de amistad en Facebook, y te sumaremos con gusto.